Ir al contenido principal

REMI 1780. Vancomicina: ¿Realmente es peor antibiótico que la competencia?

Artículo original: Meta-analysis of randomized controlled trials of vancomycin for the treatment of patients with gram-positive infections: focus on the study design. Vardakas KZ, Mavros MN, Roussos N, Falagas ME. Mayo Clin Proc 2012; 87(4): 349-363. [Resumen] [Artículos relacionados]

Introducción: Con la aparición de nuevos antibióticos altamente eficaces contra cocos gram positivos, como daptomicina y linezolid, se tiene la idea que un antibiótico como la vancomicina con más de 60 años de uso clínico, con sus problemas de toxicidad renal y de incremento de la CMI de algunos Staphylococcus aureus meticilin-resistentes (SARM) podría tener sus días contados. El presente metanálisis intenta reevaluar el papel de la vancomicina frente a sus más modernos competidores.

Resumen: Tras una exhaustiva revisión se seleccionan 53 ensayos clínicos en los que se incluyeron pacientes con infección sospechada o confirmada por cocos gram positivos, fundamentalmente SARM, aleatorizados a tratamiento con vancomicina frente a un  antibiótico comparador (linezolid, daptomicina, quinupristin-dalfopristin, tigeciclina, ceftarolina, ceftobiprole, telavancina, teicoplanina, iclaprim y dalbavancina). Además se compararon los estudios que fueron “doble ciego” o fueron “abiertos”. La mortalidad fue superponible entre fármaco comparador (C) y vancomicina (V) (OR, 0,96; IC 95% 0,80-1,14), aunque curiosamente fue mayor con el fármaco C que con la V en los estudios “abiertos” (OR 1,27; IC 95% 1,05-1,54). La eficacia de V fue similar a la del antibióticos comparados, excepto para infecciones de piel y tejidos blandos en que fue superior linezolid a V (OR 1,61; IC 95% 1,07-2,43). No se encontraron diferencias entre V y C en los pacientes con neutropenia febril, neumonías, bacteriemias o infecciones de tejidos blandos. Tampoco se encontraron diferencias en la incidencia de efectos adversos entre fármaco C y V (OR 1,07; IC 95% 0,90-1,28).

Comentario: El presente metaanálisis, probablemente el más exhaustivo referente a la comparación de vancomicina con otros antibióticos de perfil similar, orienta a que para el tratamiento de pacientes con infecciones por gram positivos en los que no esté indicado el uso de un betalactámico, la vancomicina sigue siendo un fármaco tan eficaz como la gran mayoría o la totalidad de sus antibióticos alternativos, con una tasa de mortalidad y efectos adversos prácticamente superponible a sus “competidores”.

Antonio García Jiménez
Hospital Arquitecto Marcide, Ferrol, A Coruña
© REMI, http://medicina-intensiva.com. Agosto 2012.

Enlaces:
  1. Linezolid versus glycopeptide or beta-lactam for treatment of Gram-positive bacterial infections: meta-analysis of randomised controlled trials. Falagas ME, Siempos II, Vardakas KZ. Lancet Infect Dis 2008; 8(1): 53-66. [PubMed]
  2. Linezolid versus vancomycin or teicoplanin for nosocomial pneumonia: A systematic review and meta-analysis. Kalil AC, Murthy MH, Hermsen ED, Neto FK, Sun J, Rupp ME. Crit Care Med 2010; 38(9): 1802-1808. [PubMed] [REMI]
Búsqueda en PubMed:
  • Enunciado: Ensayos clínicos aleatorizados con vancomicina en infecciones por gram positivos
  • Sintaxis: vancomycin[mh] AND "Gram positive" AND randomized controlled trial[ptyp]
  • [Resultados]
  

Comentarios

Entradas populares de este blog

REMI 2144. La inutilidad de la presión venosa central para valorar la necesidad de fluidos, en cifras

ARTÍCULO ORIGINAL: Systematic review including re-analyses of 1148 individual data sets of central venous pressure as a predictor of fluid responsiveness. Eskesen TG, Wetterslev M, Perner A. Intensive Care Med 2016; 42(3): 324-332. [Resumen] [Artículos relacionados] INTRODUCCIÓN: El tratamiento de los distintos tipos de shock se basa en una combinación de fluidos, vasopresores e inotropos. En todos los casos, para maximizar el gasto cardiaco es necesario tener una precarga suficiente, pero el exceso de volumen se asocia a resultados adversos. Se ha comprobado que el 50% de los pacientes críticos no responden a la infusión rápida de líquidos con un aumento del gasto cardiaco; disponer de un parámetro capaz de predecir la respuesta a volumen es por tanto una guía fundamental para el tratamiento de los pacientes con compromiso hemodinámico [1]. A pesar de que los estudios previos han mostrado que la presión venosa central (PVC) no sirve para predecir la respuesta a volumen [2], este par…

REMI 2199. Influencia de la intubación traqueal en la supervivencia de la parada cardiaca hospitalaria en adultos

ARTÍCULO ORIGINAL: Association between tracheal intubation during adult in-hospital cardiac arrest and survival. Andersen LW, Granfeldt A, Callaway CW, Bradley SM, Soar J, Nolan JP, Kurth T, Donnino MW. for the American Heart Association's Get with Guidelines-Resuscitation investigators. JAMA 2017; 317: 494-506. [Resumen] [Artículos relacionados] INTRODUCCIÓN: La intubación traqueal durante la resucitación de la parada cardiaca, según las recomendaciones internacionales [1], es un procedimiento que no se debe realizar inicialmente y solamente por profesionales expertos, dando prioridad a compresiones torácicas ininterrumpidas. Al igual de otras intervenciones, como la administración de adrenalina, no se dispone de ensayos clínicos que demuestren sus efectos, aunque existe cierta evidencia contra su empleo [2]. RESUMEN: Análisis retrospectivo sobre el registro prospectivo multicéntrico de paradas cardiacas hospitalarias “Get with Guidelines-Resuscitation registry” (2000-2014). El …

A152. Neumonía asociada a cuidados sanitarios (NACS)

1. Concepto
Se denomina “neumonía asociada a cuidados sanitarios” (NACS) a la ocurrida en pacientes que han estado en contacto reciente con la asistencia sanitaria, pero que no se encuentran (o llevan menos de 48 horas) hospitalizados. La NACS representa un elevado porcentaje de las neumonías extrahospitalarias que requieren ingreso hospitalario, y no deben confundirse con neumonías comunitarias; en una reciente revisión sistemática, la NACS supuso entre el 17 y el 67% de todas las neumonías extrahospitalarias, con una media del 36% [1]. Esta cifra coincide con la de un estudio reciente realizado en 72 servicios de Medicina Interna de 66 hospitales españoles, en el que el 34% de las neumonías extrahospitalarias que habían requerido ingreso eran asociadas a cuidados de la salud [2].

El contacto con el sistema sanitario aumenta la probabilidad de que la infección pueda estar causada además de por los microorganismos habituales de la neumonía adquirida en la comunidad (NAC), por otros …