Ir al contenido principal

REMI 1639. Riesgo de hemorragia en el infarto agudo de miocardio

Artículo original: In-hospital major bleeding during ST-elevation and non-ST-elevation myocardial infarction care: derivation and validation of a model from the ACTION Registry(R)-GWTG. Mathews R, Peterson ED, Chen AY, Wang TY, Chin CT, Fonarow GC, Cannon CP, Rumsfeld JS, Roe MT, Alexander KP. Am J Cardiol 2011; 107(8): 1136-1143. [Resumen] [Artículos relacionados]

Introducción: El sangrado es una complicación habitual del tratamiento del infarto agudo de miocardio (IAM) con y sin elevación del segmento ST, asociándose con peores resultados. La obtención de un modelo de riesgo de hemorragias graves permitiría estratificar a los pacientes y ajustar el tratamiento  antitrombótico óptimo del IAM.

Resumen: Utilizando la base de datos del "Acute Coronay Treatment and Intervention Outcomes Network Registry- Get With the Guidelines" (ACTION Registry-GWTG), que recoge pacientes con IAM (con y sin elevación del ST), se desarrolla y valida un modelo de riesgo de sangrado grave en el hospital. El modelo utiliza variables de referencia al ingreso. Se desarrolla en 72.313 pacientes y es validado en 17.960, durante 2 años en 251 hospitales de Estados Unidos. Se seleccionaron 12 variables, en base a la importancia clínica y significación estadística. Se produjo hemorragia grave en el 10,8%. Los 12 factores asociados con hemorragia grave fueron: frecuencia cardiaca, hemoglobina al ingreso inferior a 12 g/dl, sexo femenino, creatinina serica basal, edad, cambios en el electrocardiograma, insuficiencia cardiaca o shock, diabetes, enfermedad arterial periférica, peso corporal, presión arterial sistólica y tratamiento con warfarina. La puntuación del riesgo se calculó sumando los valores ponderados de cada variable, y la estimación final del riesgo de sangrado grave se dividió en percentiles: muy bajo riesgo (< 20), bajo riesgo (21-30), riesgo moderado (31-40), alto riesgo (41-50) y muy alto riesgo (> 50). El modelo mostró una buena correlación entre los valores observados y predichos de hemorragia grave, así como una buena discriminación entre los pacientes que recibieron tratamiento y no desarrollaron grandes eventos de sangrado grave en la cohorte de derivación (estadístico C 0,73), y de validación (estadístico C 0,71). Los porcentajes de sangrado grave aumentaron a medida que aumentaba la puntuación de las categorías de riesgo en la cohorte de derivación y validación: muy bajo riesgo (3,9%), bajo riesgo (7,3%), riesgo moderado (16,1%), alto riesgo (29,0%) y muy alto riesgo (39,8%).

Comentario: El tratamiento del IAM debe barajar riesgo de isquemia y complicaciones hemorrágicas. Este modelo permite estratificar el riesgo hemorrágico de forma rápida y en un amplísimo espectro de pacientes con IAM, con variables no incluidas en otros modelos. Sin embargo presenta algunas limitaciones, dado que la definición de sangrado grave esta basada en la disposición de variables y procedimientos de recopilación de datos; además, no contempla la historia de sangrado previo, siendo un factor de predicción utilizado en otros modelos.

Domingo Díaz Díaz
Hospital Universitario Infanta Leonor, Madrid.
© REMI, http://medicina-intensiva.com. Mayo 2011.

Enlaces:
  1. Peterson ED, Roe MT, Rumsfeld JS, Shaw RE, Brindis RG, FonarowGC, Cannon CP. A call to ACTION (Acute Coronary Treatment and Intervention Outcomes Network): a national effort to promote timely clinical feedback and support continuous quality improvement for acute myocardial infarction. Circ Cardiovasc Qual Outcomes 2009; 2: 491- 499. [PubMed]
  2. Moscucci M, Fox KAA, Cannon CP, Klein W, Lopez-Sendon J,Montalescot G, White K, Goldberg RJ, for the GRACE Investigators. Predictors of major bleeding in acute coronary syndromes: the Global Registry of Acute Coronary Events (GRACE). Eur Heart J 2003; 24: 1815-1823. [PubMed]
  3. Manoukian SV, Feit F, Mehran R, Voeltz MD, Ebrahimi R, Hamon M,Dangas GD, Lincoff AM, White HD, Moses JW, King SB III, OhmanEM, Stone GW. Impact of major bleeding on 30-day mortality and clinical outcomes in patients with acute coronary syndromes: an analysis from the ACUITY trial. J Am Coll Cardiol 2007; 49: 1362-1368. [PubMed]
  4. Subherwal S, Bach RG, Chen AY, Gage BF, Rao SV, Newby LK,Wang TY, Gibler WB, Ohman EM, Roe MT, Pollack CV Jr, Peterson ED, Alexander KP. Baseline risk of major bleeding in non-ST-segment-elevation myocardial infarction: the CRUSADE (Can Rapid Risk Stratification of Unstable Angina Patients Suppress Adverse Outcomes With Early Implementation of the ACC/AHA Guidelines) bleeding score. Circulation 2009; 119: 1873-1882. [PubMed]
Búsqueda en PubMed:
  • Enunciado: Riesgo hemorrágico en el síndrome coronario agudo
  • Sintaxis: hemorrhagic risk AND acute coronary syndrome[mh]
  • [Resultados]

Comentarios

Entradas populares de este blog

REMI 2144. La inutilidad de la presión venosa central para valorar la necesidad de fluidos, en cifras

ARTÍCULO ORIGINAL: Systematic review including re-analyses of 1148 individual data sets of central venous pressure as a predictor of fluid responsiveness. Eskesen TG, Wetterslev M, Perner A. Intensive Care Med 2016; 42(3): 324-332. [Resumen] [Artículos relacionados] INTRODUCCIÓN: El tratamiento de los distintos tipos de shock se basa en una combinación de fluidos, vasopresores e inotropos. En todos los casos, para maximizar el gasto cardiaco es necesario tener una precarga suficiente, pero el exceso de volumen se asocia a resultados adversos. Se ha comprobado que el 50% de los pacientes críticos no responden a la infusión rápida de líquidos con un aumento del gasto cardiaco; disponer de un parámetro capaz de predecir la respuesta a volumen es por tanto una guía fundamental para el tratamiento de los pacientes con compromiso hemodinámico [1]. A pesar de que los estudios previos han mostrado que la presión venosa central (PVC) no sirve para predecir la respuesta a volumen [2], este par…

REMI 2199. Influencia de la intubación traqueal en la supervivencia de la parada cardiaca hospitalaria en adultos

ARTÍCULO ORIGINAL: Association between tracheal intubation during adult in-hospital cardiac arrest and survival. Andersen LW, Granfeldt A, Callaway CW, Bradley SM, Soar J, Nolan JP, Kurth T, Donnino MW. for the American Heart Association's Get with Guidelines-Resuscitation investigators. JAMA 2017; 317: 494-506. [Resumen] [Artículos relacionados] INTRODUCCIÓN: La intubación traqueal durante la resucitación de la parada cardiaca, según las recomendaciones internacionales [1], es un procedimiento que no se debe realizar inicialmente y solamente por profesionales expertos, dando prioridad a compresiones torácicas ininterrumpidas. Al igual de otras intervenciones, como la administración de adrenalina, no se dispone de ensayos clínicos que demuestren sus efectos, aunque existe cierta evidencia contra su empleo [2]. RESUMEN: Análisis retrospectivo sobre el registro prospectivo multicéntrico de paradas cardiacas hospitalarias “Get with Guidelines-Resuscitation registry” (2000-2014). El …

A152. Neumonía asociada a cuidados sanitarios (NACS)

1. Concepto
Se denomina “neumonía asociada a cuidados sanitarios” (NACS) a la ocurrida en pacientes que han estado en contacto reciente con la asistencia sanitaria, pero que no se encuentran (o llevan menos de 48 horas) hospitalizados. La NACS representa un elevado porcentaje de las neumonías extrahospitalarias que requieren ingreso hospitalario, y no deben confundirse con neumonías comunitarias; en una reciente revisión sistemática, la NACS supuso entre el 17 y el 67% de todas las neumonías extrahospitalarias, con una media del 36% [1]. Esta cifra coincide con la de un estudio reciente realizado en 72 servicios de Medicina Interna de 66 hospitales españoles, en el que el 34% de las neumonías extrahospitalarias que habían requerido ingreso eran asociadas a cuidados de la salud [2].

El contacto con el sistema sanitario aumenta la probabilidad de que la infección pueda estar causada además de por los microorganismos habituales de la neumonía adquirida en la comunidad (NAC), por otros …