Ir al contenido principal

REMI 1934. La presencia de médico en la ambulancia de soporte vital avanzado se asocia a mayor supervivencia en la parada cardiaca extrahospitalaria

Artículo original: Physician Presence in an Ambulance Car Is Associated with Increased Survival in Out-of-Hospital Cardiac Arrest:A Prospective Cohort Analysis. Hagihara A, Hasegawa M, Abe T, Nagata T, Nabeshima Y. PLoS One 2014; 9(1): e84424. [Resumen] [Artículos relacionados] [Texto completo]
   
Introducción: La presencia de médico en la parada cardiaca extrahospitalaria (PCEH) parece beneficiosa [1, 2], aunque su efectividad no se ha establecido. Sería necesario evaluar la influencia de factores como características de los pacientes, presencia de testigos y realización de RCP por otros profesionales. 
      
Resumen: Estudio prospectivo observacional, no aleatorizado, utilizando la base de datos de PCEH de Japón entre 2005 y 2010. Se realizó análisis de propensión y se examinó la asociación entre presencia de médico y supervivencia a corto plazo, mediante modelo de regresión logística. El personal de las ambulancias estaba formado por tres miembros al menos uno técnico en soporte vital (curso certificado de 180 horas). Con aprobación on-line podían insertar vías intravenosas y administrar adrenalina. La presencia de médico no estuvo planeada y su papel no especificado. Los objetivos primarios fueron, recuperación de circulación espontánea (RCE), supervivencia al mes y supervivencia al mes con Cerebral Performance Category (CPC) 1-2. La presencia de médico no se asignó aleatoriamente, por lo que se realizó un análisis de propensión controlado para la misma. Se estudiaron 619.928 casos, con presencia de médico en 17.186. En el análisis de propensión se estudiaron 9.231 con presencia de médico frente a 9.231 sin ella. Se observó una asociación positiva de presencia de médico y RCE (OR 1,84; P < 0,005), supervivencia a 1 mes (OR 1,29; P < 0,05) y supervivencia a 1 mes con CPC 1-2 (OR 1,54; P < 0,05). Como limitaciones del estudio destacaron: no asignación aleatoria, no consideración del tratamiento hospitalario posterior, ausencia de información sobre titulación y competencia de los médicos actuantes y falta de información sobre supervivencia a 6 meses. 
      
Comentario: Los resultados confirman una revisión sistemática previa [3]. Posibles razones para la asociación positiva entre presencia de médico y buenos resultados: realización de procedimientos como manejo de vía aérea y utilización de fármacos; aplicación adecuada de tratamientos ajustados a las guías; y mayor eficiencia en el manejo del equipo de resucitación definiendo su presencia como líder. Probablemente todo ello traducido en mayor calidad en los cuidados aplicados, tanto pre como postresucitación inmediata, aunque también podría deberse a la actuación de 4 reanimadores en lugar de 3 [4]. La consideración en nuestro medio es positiva, si bien las unidades de SVA de los SEM en España, en ningún caso están únicamente dotadas por técnicos, sino por enfermeros y médicos [5, 6].
   
Juan B. López Messa, Complejo Asistencial Universitario de Palencia
Jose Mª Navalpotro Pascual, Médico de Emergencias SUMMA 112, Madrid
© REMI, http://medicina-intensiva.com. Febrero 2014.
   
Enlaces:
  1. Comparison of physician staffed emergency teams with paramedic teams assisted by telemedicine: a randomized, controlled simulation study. Rörtgen D, Bergrath S, Rossaint R, Beckers SK, Fischermann H, Na I-S, Peters D, Fitzner C, Skorning M. Resuscitation 2013; 84: 85-92. [PubMed]
  2. Fischer M, Kamp J, Garcia-Castillo Riesgo L, Robertson-Steel I, Overton J, Ziemann A, Krafft T. Comparing emergency medical service systems – A proyect of the European Emergency Data (EED) Project. Resuscitation 2011; 82: 285-293. [PubMed]
  3. A systematic review of controlled studies: do physicians increase survival with prehospital treatment? Botker MT, Bakke SA, Christensen EE. Scand J Trauma Resusc Emerg Med 2009; 17: 12. [PubMed]
  4. Out-of hospital advanced life support with or without a physician: effects on quality of CPR and outcome. Olasveegen TM, Lund-Kordahl I, Steen PA, Sunde K. Resuscitation 2009; 80: 1248-1252. [PubMed]
  5. Real Decreto 836/2012, de 25 de mayo, por el que se establecen las características técnicas, el equipamiento sanitario y la dotación de personal de los vehículos de transporte sanitario por carretera. Madrid: Boletín Oficial del Estado nº 137 de 8 de junio de 2012.
  6. Los recursos médicos y de enfermería de los sistemas de emergencias médicas y centros de coordinación de urgencias en España. Martín Reyes D, Arcos González P, Castro Delgado. Emergencias 2014; 26: 7-12. [PDF]
Búsqueda en PubMed:
  • Enunciado: Presencia de médicos en la parada cardiaca extra-hospitalaria
  • Sintaxis: physicians[mh] AND "out-of hospital cardiac arrest"
  • [Resultados]
       

Comentarios

  1. Lo extraño, sería que habiendo más dotación material y humana , los resultados fueran peores. Dr. F. Hernández Altemir

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Se ruega que los autores de los comentarios se identifiquen (nombre, apellidos, lugar de trabajo)

Entradas populares de este blog

REMI 2144. La inutilidad de la presión venosa central para valorar la necesidad de fluidos, en cifras

ARTÍCULO ORIGINAL: Systematic review including re-analyses of 1148 individual data sets of central venous pressure as a predictor of fluid responsiveness. Eskesen TG, Wetterslev M, Perner A. Intensive Care Med 2016; 42(3): 324-332. [Resumen] [Artículos relacionados] INTRODUCCIÓN: El tratamiento de los distintos tipos de shock se basa en una combinación de fluidos, vasopresores e inotropos. En todos los casos, para maximizar el gasto cardiaco es necesario tener una precarga suficiente, pero el exceso de volumen se asocia a resultados adversos. Se ha comprobado que el 50% de los pacientes críticos no responden a la infusión rápida de líquidos con un aumento del gasto cardiaco; disponer de un parámetro capaz de predecir la respuesta a volumen es por tanto una guía fundamental para el tratamiento de los pacientes con compromiso hemodinámico [1]. A pesar de que los estudios previos han mostrado que la presión venosa central (PVC) no sirve para predecir la respuesta a volumen [2], este par…

REMI 2199. Influencia de la intubación traqueal en la supervivencia de la parada cardiaca hospitalaria en adultos

ARTÍCULO ORIGINAL: Association between tracheal intubation during adult in-hospital cardiac arrest and survival. Andersen LW, Granfeldt A, Callaway CW, Bradley SM, Soar J, Nolan JP, Kurth T, Donnino MW. for the American Heart Association's Get with Guidelines-Resuscitation investigators. JAMA 2017; 317: 494-506. [Resumen] [Artículos relacionados] INTRODUCCIÓN: La intubación traqueal durante la resucitación de la parada cardiaca, según las recomendaciones internacionales [1], es un procedimiento que no se debe realizar inicialmente y solamente por profesionales expertos, dando prioridad a compresiones torácicas ininterrumpidas. Al igual de otras intervenciones, como la administración de adrenalina, no se dispone de ensayos clínicos que demuestren sus efectos, aunque existe cierta evidencia contra su empleo [2]. RESUMEN: Análisis retrospectivo sobre el registro prospectivo multicéntrico de paradas cardiacas hospitalarias “Get with Guidelines-Resuscitation registry” (2000-2014). El …

A152. Neumonía asociada a cuidados sanitarios (NACS)

1. Concepto
Se denomina “neumonía asociada a cuidados sanitarios” (NACS) a la ocurrida en pacientes que han estado en contacto reciente con la asistencia sanitaria, pero que no se encuentran (o llevan menos de 48 horas) hospitalizados. La NACS representa un elevado porcentaje de las neumonías extrahospitalarias que requieren ingreso hospitalario, y no deben confundirse con neumonías comunitarias; en una reciente revisión sistemática, la NACS supuso entre el 17 y el 67% de todas las neumonías extrahospitalarias, con una media del 36% [1]. Esta cifra coincide con la de un estudio reciente realizado en 72 servicios de Medicina Interna de 66 hospitales españoles, en el que el 34% de las neumonías extrahospitalarias que habían requerido ingreso eran asociadas a cuidados de la salud [2].

El contacto con el sistema sanitario aumenta la probabilidad de que la infección pueda estar causada además de por los microorganismos habituales de la neumonía adquirida en la comunidad (NAC), por otros …